Cinco discos para pasar un día de fiesta nacional sin poner la TV

Discos tan bonitos ya se hacen pocos. Days es el segundo álbum de Real Estate. Como un día de senderismo entre ánimo y melancolía. Me pasaría una velada entera susurrando “Municipality”, me pondría en el despertador “Green Aisles” y me subiría al coche para recorrer una llanura desierta mientras me prometan que sonará “Wonder Years”. Todo en un tono casi noise, que lo que importa aquí es la guitarra bien punzada y un el aporreo de piano, lo demás es cantinela. Los críticos dirán que es muy reiterativo. Lo de siempre; como si Beethoven no hubiera compuesto quinientas veces la misma melodía con diferente nombre, en obsesiva simetría. ¡Venga, va! Esto de Real Estate es muy bueno y lo será más a partir de que los vea en directo.

Dominant Legs son de San Francisco, y por su alarmante estética los conocerás. Pues eso, un grupo de apariencia preppy, pero con orígenes de pueblo y hasta grunge. Y la música, tal cual. Dos vocalistas de timbre adolescente y andrógino (cómo nos gusta…): Ryan Lynch y Hannah Hunt. El disco tiene muchas referencias recientes, como Yeasayer o Drums, en los que seguro que se han fijado para conseguir un producto tan fresco, despreocupado y pop a rabiar como Invitation. Mi favorita: “She Can Boss Me Around”.

De Wilco ya he dicho mucho. Incluí el single “I Might” en mi último recopilatorio para los amigos, el Alternand #7. Pero el disco completo no me ha decepcionado en absoluto. Falacia pensar que ahora sólo tiene sentido el formato EP ante ediciones LP  tan repensadas como ésta. Que Wilco no son nada nuevos, y sus dos últimos discos, Sky Blue Sky (2007) y Wilco The Album (2009) habían sido de los que se compran y se ponen en la estantería. En 2011 ya tocaba. The Whole Love está a la altura

Cat’s Eyes ha sido el primer disco de Cat’s Eyes. Para que te quedes con el nombre. Me pasé las últimas semanas del verano escuchándolo en modo repeat y hoy todavía no le he encontrado ningún defecto, ni siquiera me aburre. Un disco negro, casi gótico, con la seguridad de quien ha tocado en muchos escenarios. Y tiene truco; es un proyecto de Faris Badwan, el cantante de The Horrors, que ha decidido aliarse a una soprano canadiense y desconocida para llevar adelante esta moderna iniciativa.

Y por último subiremos rpm con algo disco. Filur es el apodo artísitico de dos productores de house en Dinamarca, además de DJs.  Se han especializado en remixes (tenía por aquí uno guardado del She Wolf, de Shakira). Después de más de una década juntos presentan este disco, Faces, donde precisamente se encargan de producir temas para diferentes caras y voces. Mis preferidos: Daniel August, Josephine Winding y Simon Kvamm.

§ Para cualquier duda, consulta o comentario: Formspring!